Control de los servicios


La organización y control de los servicios, así como la óptima distribución del personal operativo de nuestra plantilla, corre a cargo de la Dirección Operaciones y de la Jefatura de Servicios de nuestra Empresa.

El profundo conocimiento de las cualidades particulares de cada Vigilante de Seguridad, facilita la labor de asignación de la persona adecuada a cada servicio, teniendo muy en cuenta tanto las características especiales del mismo, como la exigencia puntual de nuestro Cliente.

Este conocimiento unido al cordial trato existente entre empresa y trabajador, garantizan el éxito de este Departamento a la hora de encontrar la solución adecuada para cada caso concreto.

La labor esencial de organización, se complementa con la del seguimiento y control de la calidad en el servicio, mediante inspecciones periódicas técnicas y personales

Desde el Centro de Control de GARDA se realizan diversos tipos de controles sobre los servicios que prestamos:


inicio y finalizacion del servicio de seguridad INICIO Y FINALIZACIÓN DEL SERVICIO
control de presencia del vigilante de seguridad CONTROL DE PRESENCIA Y NOVEDADES DEL SERVICIO
Seguridad en madrid SEGURIDAD Y PREVENCIÓN DEL SERVICIO

Si transcurrido un margen desde la hora de inicio o desde la finalización  del servicio, no se produce el inicio o finalización del servicio se activa  una  alarma que da lugar a la iniciación del PROTOCOLO DE ACTUACIÓN:

• Todas las incidencias que pone en marcha el referido protocolo, quedan registradas, con fecha y hora. Los informes generados por cada contacto, están siempre a disposición del cliente. 

Control telefónico de la presencia efectiva del Vigilante en el interior del recinto donde se presta  el servicio:

• El sistema establece una serie de puntos de control, el Vigilante emitirá una señal que se interpreta en el CENTRO DE CONTROL, como justificante de la presencia del Vigilante en dicho punto. Si no se emite dicha señal en el momento previsto el Centro recibe una alarma que da lugar a la activación del PROTOCOLO DE ACTUACIÓN

• Todas las incidencias quedan registradas, con fecha y hora y los informes están siempre a disposición del cliente. 

Control de la seguridad de los vigilantes y comprobación de su estado de alerta:

• Muy útil para servicios en lugares peligrosos. 

• El Vigilante mantiene contactos periódicos con el Centro de Control, y si esta periodicidad se ve alterada, desde el CENTRO DE CONTROL se genera un aviso que, en caso de no respuesta del Vigilante, se genera una alarma, activando el PROTOCOLO DE ACTUACIÓN.

• Todas las incidencias quedan registradas, con fecha y hora  del inicio y de finalización de la misma, con objeto de poder conocer el momento exacto de la incidencia y de la recuperación de la normalidad del servicio.

• Estos controles no suponen ningún incremento en el coste del servicio, además, el Vigilante puede utilizarlo tantas veces como considere necesario, sin perjuicio de los programado o los que el cliente exija.